Divorcio express

En un inicio, se denominó divorcio express al divorcio que se reguló con la reforma de 2005 (Ley 15/2005, de 8 de julio, por la que se modifican el Código Civil y la Ley de Enjuiciamiento Civil en materia de separación y divorcio), reforma que continua vigente en la actualidad y que fue la primera reforma de la ley del divorcio, desde que se aprobase en 1981.

Divorcio express

¿Por qué divorcio express?

Porque la nueva regulación, que continua vigente en la actualidad, permite que cualquier matrimonio pueda divorciarse directamente, sin tener que previamente separarse judicialmente (como ocurría antes) y sin que sea necesario que se justifique la causa por la cual se solicita el divorcio.

No obstante, y con el paso de los años, la denominación del divorcio express ha quedado delegada al divorcio de mutuo acuerdo porque, en principio, se resuelve mucho antes que el divorcio contencioso y todo el procedimiento es mucho más ágil y, por supuesto, menos traumático, no solo para los cónyuges, sino también para los hijos que puedan existir dentro del matrimonio.

Circunstancia esta que ha provocado que muchos profesionales del sector se ofrezcan a tramitar el divorcio express a bajo coste e incluso a través de internet, pero debemos saber que esto solo es así, cuando el divorcio express lo equiparamos al divorcio de mutuo acuerdo, es decir, los cónyuges han decidido romper el vínculo matrimonial y han decidido hacerlo de forma amistosa. En este caso, lo que tiene que hacer el abogado es plasmar en un convenio regulador el acuerdo que hayan alcanzado los cónyuges respecto a:

También puede ocurrir que los cónyuges quieran romper el vínculo matrimonial, pero que no consigan alcanzar un acuerdo, en este caso, lo normal es que se les ayude a conseguir este acuerdo a través de profesionales como los mediadores o los abogados, puede darse el caso, también, de que cada cónyuge tenga su propio abogado y que con su ayuda alcancen finalmente el acuerdo al que, ellos solos no han sido capaces de llegar.

Cuando hablamos de divorcio express, en el sentido de resolverlo rápido, es cuando nos encontramos ante un matrimonio que tiene muy claro lo que quiere y como quiere regular su estructura familiar una vez se produzca el divorcio. Por tanto, lo único que hay que hacer es acudir a un abogado, para que plasme el acuerdo de las partes en el denominado "convenio regulador" y lo presente en el juzgado para que el juez lo homologue (previo informe del Ministerio Fiscal, en caso de que haya hijos menores de edad, que verifique que el acuerdo no vulnera ningún derecho de los menores).

No debemos confundir el divorcio express con el divorcio de mutuo acuerdo cuando el acuerdo es alcanzado después de acudir al juzgado, porque ha sido imposible que los cónyuges se pongan de acuerdo antes, aquí hablamos de un divorcio contencioso (empezó con desacuerdo por las partes) y terminó como un divorcio de mutuo acuerdo.

Ventajas del divorcio express

Las ventajas del divorcio express, además de económicas ya que, supone menos trabajo para el abogado y por tanto, la minuta es muy inferior, supone que el mal trago de poner fin al matrimonio pase más rápido y que, como hemos dicho al inicio del artículo, el procedimiento de divorcio sea menos traumático para los hijos, que no viven los desacuerdos de los padres, ni el malestar que genera cualquier tipo de disputa ante los juzgados, más cuando estos son citados por el juez para que expliquen con que progenitor se quieren quedar.

En definitiva, estamos ante un divorcio express (de los que se ofertan a bajo coste por parte de múltiples despachos de abogados), cuando el matrimonio se ha puesto de acuerdo en el reparto de bienes y en cómo se van a regir sus relaciones tras el divorcio. En caso de que las partes quieran llegar a un acuerdo y lo hagan a través de mediadores o abogados, nos encontraremos ante un divorcio de mutuo acuerdo, que evidentemente se resolverá mucho más rápido que el divorcio contencioso (en el que los cónyuges no se ponen de acuerdo, se celebra juicio, y es el juez quien decide), pero que no es el divorcio express como se entiende en la actualidad y que, incluso también ha pasado a denominarse "divorcio por internet" que quiere decir que se puede tramitar a través de internet a bajo coste, no hace falta que los profesionales que nos lo tramiten se encuentren físicamente cerca, aunque como es evidente deberá acudirse, junto al abogado y al procurador, al juzgado para acreditar que la firma del convenio es nuestra y nadie la ha falsificado y que conocemos y sabemos lo que hemos decidido y sus consecuencias.

Artículos relacionados con Divorcio express

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.